miércoles, 7 de enero de 2015

Frontis

Marino que regresas a la patria:
Cuando alcances a ver entre la bruma,
blancas, en Sunion, las columnas del
templo de Poseidón, cree en tu suerte.

Y acuérdate de Frontis, capitán
de la nave en que iba Menelao
a su vuelta de Troya y murió aquí,
y aquí se le enterró en alguna parte.

De todos los posibles, no es mal sitio:
de enebro y salvia le rodea olor
y acompaña el sonido de las olas.

De verdad, que las vistas son magníficas
-dicen que no hay ningunas como éstas-,
aunque desde su casa eran mejores.

Pedro Casas Serra

No hay comentarios:

Publicar un comentario