jueves, 30 de diciembre de 2010

Incidente

Ráfagas de luz iluminan una sombra.
Pero... ¿donde está el cuerpo?
Manchas secas de sangre explican lo ocurrido.

Pedro Casas Serra (13-06-2009)

2 comentarios:

  1. La sangre que mancha el alma es la que queda en lo mas recóndito del espacio...la que queda sobre el asfalto, o sobre la vestimenta de un humano desaparece a golpes de manguera y de una buena jabonada en la lavadora...
    Amigo Pere, esto comentario no deja de ser una licencia poética...¡Tu aforismo me ha entusiasmado!

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Joseba, por tu comentario. Espero que las Navidades hayan transcurrido muy bien y te deseo una feliz entrada de año 2011.

    Un abrazo.
    Pedro

    ResponderEliminar