lunes, 8 de agosto de 2016

Vuelvo la vista atrás...

Vuelvo la vista atrás y siento vergüenza
de algunas cosas que he hecho
y muchas más que no me he atrevido a hacer.

De los tiempos pasados no me queda
sino el recuerdo vago 
de andar subido a una montaña rusa.

No es que esté más contento
de como soy ahora,
sólo he triunfado enteramente en ganar años.

Tengo una profesión que ejerzo, una hija que no veo,
una madre y unas hermanas fuertes
y unos pocos amigos demostrados.

También tengo despertares de angustia
que me calma la ducha, y noches de soledad
que mitiga la televisión.

Lo que ya no tengo es ilusión,
aunque en eso, quizá sea demasiado exigente.

Pedro Casas Serra

No hay comentarios:

Publicar un comentario